Que se sueña en una acera

“Qué se sueña en una acera”

SOLIDARIOS, junto con VOCES, RAIS Y PRODERECHOS HUMANOS, vamos a dormir en la calle para saber “qué se sueña en una acera”, para entender mejor a las personas sin hogar, para estar más cerca de ellos sabiendo que aún estaremos muy lejos. También queremos llamar la atención de las Administraciones que tienen la obligación de proporcionar recursos sociales suficientes y adecuados a las necesidades de las personas. que atienden. Y que cada ciudadano, desde el conocimiento de la realidad y desde el ejercicio de su responsabilidad, contribuya a mejorar la situación de las personas sin hogar.

Miles de personas duermen cada día en las calles de nuestras ciudades. Pesan sobre ellos los prejuicios de una sociedad que casi nunca es consciente de lo difícil que puede llegar a ser ejercer unos derechos que a todos nos reconoce la Constitución: acceder a una vivienda digna (Art. 47); participar y formar parte de una comunidad (Arts. 21, 22, 23…); poder empadronarse; poder votar; asumir responsabilidades ciudadanas; acceder a la cultura (Art. 44) y a la atención sanitaria (Art. 43). Para las personas que viven en la calle las Admistraciones no cumplen con su deber de garantizar los derechos básicos: la vivienda, la intimidad, la atención sanitaria, no hay propiedad privada ni la seguridad.

Cada año hay personas en nuestras ciudades que mueren como consecuencia de haber vivido sin hogar, victimas de agresiones, de enfermedades que no se han tratado adecuadamente y de la violencia ejercida por una sociedad que mira para otro lado cuando los derechos de las personas que sufren la exclusión son vulnerados.

Una persona sin hogar es alguien que ha perdido su red de apoyo social y familiar como consecuencia de un proceso complejo, lleno de vivencias traumáticas. Cualquier persona en condiciones similares, acabaría en la calle.

SOLIDARIOS, VOCES, RAIS, Y PRODERECHOS HUMANOS llevamos años luchando contra la exclusión desde nuestros programas de voluntariado; creando espacios de encuentro con las personas que duermen en la calle, colaborando con las Administraciones locales y tratando de hacer visible en la sociedad la situación de las personas sin hogar como medio para favorecer un cambio social.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *